El pasado 27 de noviembre la organización del Rally Dakar 2019 oficializó la competencia que se llevará a cabo en Perú desde el 6 al 17 de enero, el recorrido será de aproximadamente 5.000 Km en las 10 etapas, 3.000 Km de ellos serán de especial. Los competidores atravesarán las ciudades de Lima, Pisco, San Juan de Marcona, Arequipa, Moquegua y Tacna, descansarán al finalizar la etapa 5.

El equipo MS2 Racing de los manizaleños Mauricio Salazar Sierra y Mauricio Salazar Velásquez harán parte de esta competencia por tercera vez, identificados con el número 365 lo darán todo en el desierto que este año los dejó por fuera en la etapa 13 donde ocupaban la posición 41 en la clasificación general. Para el 2019 su experiencia en el territorio peruano será una ficha a favor sumado a la nueva camioneta en la que competirán, una Amarok V6 con mayor potencia en el motor.

“Aunque Perú nos ha acogido muy bien y entrenamos allá le tenemos mucho respeto al desierto, iremos sin prisa y sin pausa. Algo que nos da fuerza es que este año el 40% de los competidores, algunos experimentados, salieron en las cuatro primeras etapas que precisamente eran en el territorio peruano, entonces eso nos da seguridad para poder finalizar la carrera.” Aseguró Salazar Velásquez.

dav

Los manizaleños se enfrentarán a 95 equipos en la categoría de autos donde compartirán con figuras como Carlos Sainz, Nasser Al-Attiyah, Stephane Peterhansel, entre otros. La presencia de ellos no les asusta, por el contrario los inspira y reta para continuar con el propósito que se fijaron desde el momento en que decidieron hacer parte de este desafío deportivo, donde son los únicos colombianos en autos, pero sobre todo losmotiva a seguir adelante los niños de la Fundación Alejandra Vélez Mejía y la meta de construir su sede propia.

Novedades en el Dakar:

Para el 2019 habrá una segunda oportunidad para aquellos que por alguna razón hayan abandonado la carrera en la primera parte del rally. Los coches, Side by Side (SxS) y camiones podrán reincorporarse a la carrera tras la jornada de descanso, en una competición paralela. Tendrán una clasificación aparte, llevarán una placa naranja y no estarán nunca autorizados a tomar la salida dentro de los 25 primeros de una especial.

También será el año con mayor participación femenina con 17 mujeres, el competidor más joven en la historia del Dakar con 16 años, 61 nacionalidades representadas y un sinfín de emociones que hacen de este recorrido una experiencia inigualable.